Toyota El Salvador

Inicios

Los orígenes de la empresa se remontan a 1918, fecha en que don Bartolomé Poma abre un modesto taller llamado “B. Poma Limited”, el cual en poco tiempo ganó prestigio debido a la calidad profesional del trabajo y la honestidad del propietario. En 1953, su hijo Luis Poma adquiere la distribución exclusiva de Toyota Motors Corporation, bajo el nombre de Distribuidora de Automóviles (DIDEA), convirtiéndose en el primer distribuidor en el hemisferio occidental y el segundo a nivel mundial.

Toyota es uno de los fabricantes de vehículos más grandes del mundo y es la marca más vendida en el país. En 65 años en El Salvador, Toyota ha mantenido el liderazgo por 44 años consecutivos.

Un nuevo viaje. Un nuevo mundo.

Con la visión y la perseverancia heredada de su padre, Luis Poma encuentra como alternativa comercial la distribución de los vehículos manufacturados por la que entonces era apenas una pequeña y desconocida fábrica  japonesa llamada TOYOTA, cuya producción ascendía  a solo 16,500 vehículos y que exportaban fuera de Japón menos de 300 unidades anuales.

En aquel momento no eran tan convenientes para las calles y el mercado salvadoreño necesitaba vehículos más económicos, accesibles y duraderos.

Pioneros en reconocimiento

Es así como en 1953 bajo el nombre de Distribuidora de Automóviles (DIDEA), Luis Poma adquiere la distribución exclusiva de Toyota Motor Corporation y la empresa familiar se convierte en el primer distribuidor de Toyota en el hemisferio occidental y el segundo a nivel global.

El reconocimiento mundial de la calidad que distingue a los productos japoneses y la exitosa aceptación que a nivel nacional tenían los automóviles Toyota hacen ver a don Luis el enorme potencial de esa marca y le impulsan a tomar la decisión más audaz de su vida: enfocar todos sus recursos en el desarrollo y comercialización de la marca Toyota en El Salvador.

60 años han transcurrido desde aquella sabia decisión que a través del tiempo ha posicionado a TOYOTA como la marca icónica de la familia Poma y que, distribuida por DIDEA, ha alcanzado un desempeño tan notable que la convierte en la más vendida en El Salvador. Esta historia se vuelve aún más significativa cuando se considera que en el mismo período Toyota Motor Corporation, de una pequeña y desconocida fábrica de vehículos japoneses logra convertirse, en el año 2007, en el fabricante de vehículos más grande del mundo.

La mística de trabajo creada por don Bartolomé Poma y el visionario espíritu de don Luis, quien con el ejemplo de su padre supo hacer crecer a DIDEA con un eficiente manejo empresarial, calaron firmemente en Ricardo Poma, cabeza de la tercera generación de la familia Poma. En 1981, Ricardo se pone al frente de la empresa y comienza a implementar una estrategia de expansión multimarca a nivel regional. 

La Evolución: Excel Automotriz

Esta visión junto a la práctica continua de los valores inculcados en el seno de la familia, motivan a Ricardo a conformar un excelente equipo de ejecutivos y de miembros de la cuarta generación de su familia para conducir la división automotriz del Grupo Poma, ahora conocida como Excel Automotriz, a un crecimiento que abarca toda la región, convirtiéndola  en el distribuidor número 1 de Centro America y Panamá, con 17 marcas de vehículos, ventas de más de 30,000 unidades nuevas anuales y 93 sucursales incluyendo ventas, repuestos y talleres.

Un legado de calidad que sigue

Mucho ha cambiado nuestro país desde el día en que el esforzado Mecánico Maestro catalán, don Bartolomé Poma, pusiera la primera piedra del pequeño negocio B. Poma Limited, que ha llegado a convertirse ahora en la pujante división Excel Automotriz. 95 años transcurrieron entre dos siglos y ahora cuatro generaciones de trabajo, 95 años que con todo el entusiasmo  celebramos con la marca Toyota que paralelamente cumple 65 años como socio estratégico del Grupo Poma en El Salvador.